EXCURSIÓN 30 JUNIO – RETIENDAS

La mañana comenzaba a las 09.00 con la quedada del minizoo de Guadalajara, allí unos 15 asistentes de la zona de Guadalajara quedamos para iniciar todos juntos el recorrido en carretera hasta Retiendas. De avanzadilla partieron Carlos y Aixa con Atila que fueron a Tamajón a por unos preñaos (panes con chorizo típicos de la zona). Por lo que iniciamos la marcha y Álvaro con su Vespa nos llevó hasta el punto de inicio de la ruta.
En el inicio de la ruta ya nos esperaban Beltrán, la «familia Lukotes» y Mari Carmen con su familia. Nos saludamos todos perros y humanos, e iniciaron la ruta hacia el monasterio donde esperaríamos al resto de participantes que aún no habían llegado. Atrás quedaría Álvaro que aguardó a la llegada de Carlos-Aixa y Nacho-Tatu y familia que había salido un poco mas tarde.
Reunidos ya todos en el monasterio, casi una treintena de visitantes, vamos hasta el río donde los perros disfrutaron de un agradable baño. Los perros entraban, salían, jugaban, ladraban… disfrutaban de lo lindo. Tras un rato de ocio y disfrute el grueso del grupo continuo la marcha por la hoz del Jarama y David, Pepe, las chicas y otra parte del grupo se quedó disfrutando del agradable entorno junto al río.
Retornamos hacia el monasterio donde tomamos una senda que nos llevó por un recorrido de apenas 3 kilómetros paralelo al río Jarama. La senda sombreada y con diferentes accesos permitió hacer un par de paradas para refrescar a los perros.En el trayecto vimos unas buitreras en las rocas en lo alto de la hoz y varios arroyos, sin agua por la sequía del verano- que nos sugieren hacer esta ruta en otoño para poder ver correr agua por esos cauces-.
Durante el trayecto varios asistentes comentan de lo positivo de este tipo de actividades para los perros de protectoras ya que son paseos a ritmos tranquilos y con puntos de agua para refrescarse. Álvaro nos comenta que varias protectoras han sido avisadas y que seguro para otra ocasión se animan a sacar un a la naturaleza a sus perretes de acogida.Continuamos la ruta hacia el puente medieval en el término de Valdesotos, el calor empieza a apretar y el paso por un llano de jaras nos recuerda que la vuelta será dura, ya que es un tramo sin sombra. Llegamos al puente de difícil acceso para personas no preparadas -tomamos buena nota de él ya que hay dos buenas pozas para poder bañarse, seguro que volvemos-.
Bebemos algo de agua e iniciamos el regreso. Carlos Aixa y Beltrán vuelven los primeros para llegar lo más rápido al punto de partida, mientras que Álvaro se queda algo rezagado y va pasando a los que marchan de el a ritmo más lento. A su paso se encuentra a Lua, Precious, Nacho y Tatu que están almorzando una manzana, comentan que han bajado al río a refrescar a Trasgu, el cual parece haber retomado fuerzas y está listo para el regreso. Unos metros delante el grupo de Adelina repone fuerzas y se refrescan para afrontar «el tramo maldito» de las jaras. Casi a la altura del monasterio llega al encuentro de Joaquín y Clara (que está asada de calor) y unos amigos gallegos de Tatu -vaya día tuvisteis para conocer Guadalajara- a quienes acompañarán hasta el lugar de partida.

Una buena cerveza fresquita, con el «preñao» que nos habían traído hacen que retomemos fuerzas y regresemos a casa a descansar para la próxima ruta, que el día 13 de Julio organizan Ana y Jose en el embalse de Peguerinos.

Marcar el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *